Botas de siete leguas

Taj Mahal y fuerte de Agra

CIMG5523

 

 

Para ir al Taj Mahal merece la pena madrugar. Lo bonito es verlo al amanecer o al atardecer, justo en ese momento en el que el sol sale por detrás y se reflejan sus rayos en el mármol blanco, dándole un color rosado.Así que ya sabes, pregunta a los locales, hazle caso al movil sobre la salida del sol, ponte cinco alarmas …lo que quieras para poder llegar a tiempo.

CIMG5515En nuestro caso fue una pena, porque nos levantamos una vez ya había amanecido y ese día la niebla imposibilitaba ver más allá del palacio.

Por el camino vimos cantidad de monos que no desperdiciaban la oportunidad de acercarse sin veían comida. Al parecer la ciudad está llena de ellos, y como son sagrados tampoco se pueden tocar.  Ese día teníamos una sorpresita, nuestro querido conductor nos había encasquetado un guía, un chavalico joven que chapurreaba inglés y español.

Para entrar al Taj Mahal, se puede hacer por tres sitios diferentes:

  • La entrada Sur ( Sirhi Darwaza): la menos común
  • La entrada Este (Fatehabad Gate) – la más alejada del centro de Agra
  • La entrada Oeste ( Fatehpuri Gate) que es la principal y por donde entramos

*Normalmente hay colas largas por lo que es recomendable madrugar. Además tener en cuenta que los viernes cierra y solo se permite la entrada a aquellas personas que van a rezar a la mezquita.

Una vez dentro del recinto, para entrar dentro del patio donde se encuentra el Taj Mahal, hay que atravesar la Darwaza, que es un edificio de arenisca roja con las mismas incrustaciones de piedras qué hay en la fachada del Taj Mahal

CIMG5516

 

Una vez que cruzas este edificio ya lo ves, ahí está; el imponente Taj Mahal, una de las siete maravillas del mundo ante nuestros ojos. Lo cierto es que impresiona, lo que tantas veces habíamos visto en fotos, libros, vídeos… lo teníamos justo enfrente. El mármol blanco de la fachada relucía y sobre el, numerosas piedras semipreciosas habían sido incrustadas formando flores de loto, frutos y otros relieves.

CIMG5533

Un poco de historia:

Nuestro pequeño guía nos contó los orígenes del Taj Mahal. Resulta que en realidad fue consecuencia de una historia de amor.

El emperador mogol Shah Jahan había conocido en los bazares de Agra a la princesa Arjumand banu Begum, hija del primer ministro de la Corte, de la que quedó profundamente enamorado en cuanto la vio.

No obstante, como no era del mismo rango que el emperador, este se vio obligado a casarse con otra mujer.

El emperador no olvidaba a su antiguo amor y puesto que la ley musulmana permitía a un hombre tener varias esposas contrajo matrimonio con su amada unos años más tarde, convirtiéndose en la emperatriz Muntaz Mahal – (de la abreviación se piensa que viene el nombre del Taj Mahal)

 

Con la princesa Arjumand tuvo ni más ni menos que 13 hijos. Aunque como en toda historia de amor no podía haber un final feliz y falleció cuando su esposa dio a luz a su decimo cuarto hijo, una niña llamada Gauhara Begum.

Justo antes de morir, su esposa le había pedido que cumpliera una serie de promesas, entre ellas que construyera su tumba. Jahan que se encontraba profundamente desolado se encerró en su palacio y no salió de el hasta pasado un año, momento en que se propuso construir la tumba más bella del universo en homenaje a su esposa fallecida.

El palacio tardó en construirse 22 años y participaron 20.000 trabajadores  Las leyendas cuentan que más de mil elefantes se emplearon para traer el mármol desde las canteras del estado de Rajasthan.  Igualmente se dice que el emperador mandó cortar la mano del arquitecto turco Listad Isa para impedir que volviera a construir un palacio igual.

Se construyó de manera completamente simétrica. En el centro se sitúa un gran jardín dividido en cuadrados atravesados por senderos idénticos.

Un estanque en el que se refleja el palacio, recorre un camino entre la entrada y el mausoleo.

 

CIMG5524

 


 

  • EL FUERTE DE AGRA

 

 

CIMG5534

 

Antes de salir hacia Jaipur, es visita obligada entrar al Fuerte de Agra.  Situado a orillas del río Yamuna,  tiene un gran parecido con el fuerte rojo de Delhi ya que al igual que este también fue construido con arenisca roja.

La entrada al Fuerte son 300 rupias, y puedes obtener descuento si haces el mismo día a visita al Taj Mahal.

CIMG5536Fue una de las fortalezas más importantes de la India y residencia de muchos emperadores mogoles: el primero de ellos, el emperador Akbar que fue quien lo mandó construir en 1573. Esta rodeado por una gran muralla de dos kilómetros y medio y protegido mediante un gran foso lleno de agua del río y en la que antiguamente había cocodrilos.

Nada más acceder al interior por la puerta Amar Singh, podemos ver un edificio llamado “ Jahangiri Mahal“, en el cual se sitúa una bañera de mármol blanco y que era utilizada por el príncipe Jahangir para sus baños con agua traída desde Rusia y pétalos de rosa. No era poco señorito el tío….

Una vez dentro, el complejo está formado por numerosas salas y palacios. Se pueden ver además unas bonitas vistas del Taj Mahal a lo lejos. ( si no te toca un día nublado).

Fue en una de estas torres con vistas al Taj, donde según dicen las leyendas, Shah Jahan fue encerrado por su hijo hasta que finalmente murió.

 

 

CIMG5541

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *